12 de Noviembre, 2015
Congreso de Familia: Comprensión y cercanía con familias distintas según los criterios del sínodo de obispos

Un completo panorama de los temas abordados en el reciente Sínodo de Obispos sobre la Vocación y Misión de la Familia en la Iglesia y en el Mundo Contemporáneo ofreció el cardenal Ricardo Ezzati, en el sexto Congreso Chileno Familia para Todos, realizado en el Santuario de Schoenstatt de Curicó, el pasado fin de semana.
 

Por José Francisco Contreras G.

La actividad, que se desarrolló el sábado 7, estuvo organizada por las universidades católicas del país que tienen algún instituto de estudios sobre temas de la familia, que son las universidades Católica de Chile, de Los Andes, Finis Terrae, Santo Tomás y de la Santísima Concepción; además, la Delegación para la Familia, del Arzobispado de Santiago; la Fundación Familias Mundi, Red por la Familia y la Vida y el patrocinio de la Conferencia Episcopal.

Durante su desarrollo, diversos expositores se refirieron a la misión de la familia en ámbitos como las políticas públicas, la educación y el matrimonio, intervenciones que fueron seguidas por paneles de expertos, que aportaron desde sus especialidades.

El Arzobispo de Santiago, cardenal Ricardo Ezzati, que participó en el mencionado sínodo, ofreció la conferencia inaugural, en la que se refirió al trabajo de los padres sinodales y los temas analizados por los mismos en esa XIV Asamblea General Ordinaria.

El cardenal señaló que los obispos comprobaron que, a pesar de las diferencias culturales y geográficas, hay problemas muy semejantes en todo el mundo respecto de las familias y de la familia cristiana en particular, y que los desafíos hoy son muy compartidos.

El sínodo, dijo, abordó también las situaciones complejas de la familia en el mundo de hoy, como los separados, los divorciados y vueltos a casar, familias mono parentales, uniones gay, etc. El arzobispo señaló que frente a estas realidades, el sínodo "ha destacado algunos criterios fundamentales de parte de la Iglesia hacia familias distintas, como el criterio de la cercanía, de la comprensión, del discernimiento, del acompañamiento, que han sido subrayados fuertemente en la relación final del sínodo presentada al Santo Padre".

En otra parte, el cardenal Ezzati reconoció que hay conflictos y tensiones en la familia en el ámbito social, y que ella se ve amenazada por muchas corrientes que ejercen una presión social, ideológica muy fuerte. En opinión de los obispos del norte de Europa, especialmente de los países que estuvieron bajo el dominio del marxismo, expresó, esa presión es una herencia de aquella ideología, la que va "inculcando en la sociedad un falso concepto de la familia".

Novios: recorrido de la fe al amor

Hacia el término de su exposición, el Arzobispo de Santiago recordó que la familia es la Iglesia doméstica, pero que necesita formación, por lo que la propuesta al papa incluye una forma nueva de preparación al matrimonio, con diversos temas formativos y un itinerario pre matrimonial, un "recorrido de la fe al amor, integrados en el camino de la iniciación cristiana". Agregó el pastor que "quienes preparan el matrimonio remotamente son las familias", en cuyo seno el niño, el adolescente y el joven están llamados a recibir la fe de sus padres.

En el congreso participó también el matrimonio del doctor Luis Yensen y Pilar Escudero, quienes asistieron como auditores al sínodo. Ambos se refirieron al aporte del sínodo en el campo matrimonial, es decir, la relación entre familia y matrimonio y su misión. Al respecto, Pilar Escudero afirmó que de familia se habla mucho, pero poco del matrimonio. "Y el sínodo tiene párrafos muy importantes, claves, y durante todo el texto va siempre unido: matrimonio entre un hombre y una mujer, el que da origen a una familia".

Agregó que "pudimos constatar que el sacramento del matrimonio en realidad es, para la mayoría de las personas, el gran desconocido. Se destaca la importancia de la ceremonia, del rito, de la tradición, de un recuerdo lindo, pero no un sacramento actuante, vivo, presente en el día a día, que podemos renovar y para el cual tenemos que formarnos. Y ese es un tema clave".

Por su parte, Luis Yensen afirmó que el papa Francisco "se tomó en serio lo que dice Aparecida sobre la familia como eje transversal de toda la pastoral. Creo que el papa ha logrado su objetivo de que "todos nos tomemos en serio la riqueza de la visión y de la sabiduría que tiene la Iglesia en materia de familia y que ella se haga realidad".

Agregó que "si la familia se la cree puede irradiar a otro. Esto va a ser vida cuando la familia misma lo haga vida ". Señaló el panelista que en el sínodo se planteó el anhelo de que "las familias participen en la formación de los consagrados. Son cosas nuevas pero que están dichas". Finalmente, Luis Yensen enfatizó que "uno ve que el Espíritu Santo está actuando aquí. Y hay una coherencia fantástica entre el concilio y el magisterio de Pablo VI, sobre todo de Juan Pablo II, de Benedicto XVI y del papa Francisco, cada uno con su carisma".

Próximamente, los organizadores de este sexto Congreso Familia para Todos editarán un libro con las intervenciones de los expositores y panelistas.

Fuente: Comunicaciones Santiago
www.iglesiadesantiago.cl
Galerías Fotográficas

 
Catedral 1063, Piso 3 | Fono: 227 900 632 | E-mail: defam@iglesiadesantiago.cl